miércoles, 19 de marzo de 2014

Castigos y torturas en el imperio inca

El Estado inca inculcaba valores, el buen comportamiento en el trabajo, el respeto a la propiedad de la nobleza y fidelidad a su gobernante. En caso de incumplimiento se aplicaban castigos, como cualquier imperio esclavista aplicaba torturas muy drásticas para mantener el orden social (se enseñó a la población a obedecer). Estos castigos tuvieron el propósito de causar miedo. Por ejemplo se aplicó el aniquilamiento en caso de rebeliones, sodomía, atentado contra el soberano y sus parientes, violación de las vírgenes del sol, casos de extremo se aplicaban castigos extremos, como la hoguera y el destierro. Había en el Cusco cárceles subterráneas, como el sancacancha y el wimpillay plagadas de alimañas. 

Los castigos más comunes eran:

La pena de muerte: Era en caso de homicidio, incestos y violaciones, adulterio, cobardía, deserción en la guerra, hurto de bienes del inca, holgazanería, mentira, soborno, vestirse con la lana destinada al inca, hechicería. La pena de muerte podía ser morir quemado vivo. Según los cronistas se quemó a un amauta que inventó unos caracteres (letras) lo que estaba prohibido.



Enterramiento vivo: A los que usaban la mascaipacha sin autorización.

Desollamiento: Contra traidores, rebeldes pertinaces. 


La horca: Al ladrón homicida, adúltero.


Apedreamiento: A los que forzaban doncellas, incestos con tíos, sobrinos o con primos y primas de segundo grado.



Descuartizamiento: A los autores de rebeliones.


Hacer comer ají hasta la asfixia: A los que causaban enojo.

Empalamiento: A los hechiceros.

Corte de los artejos postrimeros de los dedos: Se aplicaba a los haraganes y falsos testigos.

Corte de la mano derecha: Al maestro que se excedía en el castigo.

Quebramiento de las piernas: A los chasquis que no cumplían con sus deberes.


Castigos colectivos: Se imponía a todo un pueblo en caso de rebeliones.

Destierro a lugares insalubres: Se aplicaba al que robaba por vicio, si reincidía lo corregían con piedra en la espalda, si aún volvían a las andadas lo desterraban.

Azotes: A los que robaban por primera vez, salvo que fuera por necesidad, caso en el cual se le reprendía y finalmente a los vagabundos que no querían trabajar. 


Leiner Cardenas Fernandez

Historiador de profesión y especialista en informática educativa por convicción.

3 comentarios:

  1. Muy lindo el informe. Gracias x compartir

    ResponderEliminar
  2. muy interesante gracias.. pero seria mucho mejor si el nombre de cada castigo estaria incluido no se alcanza a diferenciar en los dibujos

    ResponderEliminar
  3. Gracias mijo rrey...!!!
    me ayudo mucho!

    ResponderEliminar

 

Copyright @ 2013 Aprenda historia de la humanidad.